Buscar
  • Quinceminutos.MX

5 pasos para alcanzar nuestras metas



Aprender a establecer, mantener y cumplir nuestra metas es esencial para el funcionamiento de cada negocio, proyecto o propósito. Las ventas, la planificación y la comercialización no van caminar sin un plan sólido y unos objetivos bien establecidos. Las metas proporcionan dirección y una visión clara. La gente sin metas tiene dificultades para ver el panorama general de su éxito y no puede mantenerse enfocado. Aquí hay cinco pasos para mantenernos comprometidos en un proyecto y construir un puente que nos ayude avanzar desde donde estamos ahora a donde queremos estar en el futuro:

Paso 1: Empezar con un sueño

El primer paso de establecer metas es soñar con todo lo que se necesita para poner en marcha un proyecto. Los sueños no tienen que ser realistas en este momento, por lo que se debe evitar limitar nuestro proceso de pensamiento. Es el momento perfecto de darle rienda suelta a todas las posibilidades porque no hay límites en las aspiraciones. Se puede comenzar escribiendo los pensamientos y las proyecciones del plan después de cinco años. No debemos preocuparnos de cómo llegaremos allí, sólo anotemos cada pensamiento y posibilidad, sea grande o pequeña.

Paso 2: Considerar todas las posibilidades

Después de escribir las posibilidades, ahora es el momento de reflexionar sobre cada una de ellas. Analicémoslas y compartámoslas con nuestros amigos. Durante este ejercicio descubriremos aún más posibilidades y oportunidades de crecimiento. Después de descubrir nuestras metas, tratemos de centrarnos en una idea significativa y hacer un resumen de lo que pensamos que pueda ser una parte del éxito de esa meta. Utilicemos elementos como mapas de palabras, mapas de pensamiento, organizadores gráficos o cualquier cosa que ayude a conceptualizar los planes.

Paso 3: Ordenar las opciones

En este paso tendremos que comenzar a ordenar todas las ideas y posibilidades del proyecto planteado anteriormente. Es muy importante para clasificar las ideas en algunas categorías de importancia. Coloquemos las ideas más prácticas y útiles en la parte superior de la lista, y todo lo demás va abajo. Entonces, hacer lo que siempre es mejor hacer en papel: RASGARLO. Rasgar cualquier cosa que no esté en el “top ten”. A partir de ahora, nos centraremos sólo en las diez mejores ideas de la lista. Estos son los objetivos con los cuales viviremos, respiraremos, comeremos y dormiremos hasta que los hayamos alcanzado y superado.

Paso 4: Crear un plan de enfoque

A estas alturas ya tendremos una lista de objetivos específicos, alcanzables, basados en el tiempo y relevantes. Comencemos con el primer objetivo que hemos escrito y elaboremos un plan de acción para cumplirlo. Una vez que hayamos hecho esto, continuemos con los demás objetivos. ¡NO DEBEMOS ESPERAR! Es importante comenzar a trabajar en ellos de inmediato. No sintamos que tenemos que correr a través de nuestra lista: pasar a la segunda meta una vez que el primero se ha alcanzado. Terminemos todos los elementos descritos en nuestro proyecto antes de seguir adelante. De esa forma seremos capaces de centrarnos en un elemento, en lugar de varios a la vez.

Paso 5: ¡Celebrar!

Después de haber completado el primer objetivo, ¡decirle al mundo al respecto! No seamos tímidos, acabamos de hacer una gran cosa. Compartámoslo en nuestro sitio web, en nuestras redes sociales y a cualquier persona interesada. No sólo recibiremos palabras de aliento, sino que gente disfruta cuando los demás están de buen humor, ¡porque es contagioso! Lo más probable es que ganemos un nuevo seguidor intrigado por lo que vamos a hacer a continuación. ¿Entonces, qué esperamos? ¡Comencemos a soñar!

#Editorial #Marketing